22 mayo, 2022

Carretilla ocasión: Normas que todo carretillero debe conocer

Una carretilla ocasión aunque a primera vista parece un vehículo sencillo de conducir, no lo es. De hecho, la manipulación de este tipo de maquinaria está sujeta a determinadas normas cuyo fin es garantizar la protección tanto del carretillero como de sus compañeros y de los materiales que han de ser transportados en ella.

Para evitar accidentes con una carretilla, el primer paso es no subestimarla; ciertamente parece tan sencilla de conducir como un coche de golf, y ya que su motor no le permite alcanzar grandes velocidades, podemos pensar que hasta un niño puede conducirla sin causar daños.

Pero si te detienes a pensar en que esta maquinaria puede cargar hasta más de 2 toneladas y a esto le sumas la velocidad promedio de unos 20Km/h, seguramente estarás de acuerdo en que un error puede causar un lamentable accidente laboral en el que se vea comprometida hasta la vida de alguno de los presentes en el área en cuestión.

Precaución ante todo

Los accidentes más comunes ocurren porque se omiten pasos importantes antes de empezar a conducir la carretilla, sin importar el tiempo de experiencia que tengamos o lo habituados que estemos a la máquina, nunca debemos pasar por alto las siguientes instrucciones:

  1. Revisión previa: no importa si la usamos el día anterior y la dejamos en buen estado; siempre que la vayamos a utilizar es necesario asegurarnos de que todo está en su lugar y que funcionará correctamente.
  2. Usa el cinturón de seguridad: todos conocemos la relevancia del uso del cinturón de seguridad, sin embargo, muchos siguen sufriendo lesiones que pudieron evitarse porque desobedecieron esta norma. Nuestra habilidad no es garantía de que nunca cometeremos un error, este riesgo siempre está presente, por tanto, el uso del cinturón ha de ser permanente. Además con ello, das ejemplo al resto de tus compañeros.
  3. No lleves pasajeros: una carretilla no es un coche, por tanto, no está diseñada para la presencia de un copiloto ni otros acompañantes. Y aunque una persona pesa mucho menos que la carga habitual, es sumamente peligroso trasladarnos con pasajeros en las horquillas.
  4. No excedas el peso: es un error común de quienes tienen tiempo en el oficio y aseguran que conocen a su máquina, pero aunque sea posible que el exceso no dañe las horquillas, si afectará el transporte porque podría causar una elevación en las ruedas traseras y esto terminaría en un inevitable accidente.

Si eres jefe o encargado de fábrica, es prioritario hacer cumplir estar norma. Piensa en tu reputación, una empresa donde ocurren accidentes laborales pierde credibilidad frente a los clientes y no dudes en que se sabrá, porque desde la aparición del concepto de agencia marketing online Madrid hasta el evento más aislado se puede hacer viral en Internet.

carretilla-ocasion

Deja una respuesta